Derechos de Niñas y Mujeres Jóvenes en Guatemala

0
75

Este proyecto se realizó en Guatemala en 2019, contó con la asesoría de la Cooperación Técnica Alemana GIZ y con fondos del Ministerio Federal de Cooperación Económica y Desarrollo (BMZ) a través del programa sectorial “Promoción de la igualdad de género y los derechos de las mujeres”. En este proyecto participaron 40 niñas y mujeres jóvenes de los departamentos de El Quiché y Quetzaltenango en el altiplano del país.

Este proyecto surgió para atender las necesidades de formación en derechos humanos de las mujeres jóvenes y niñas indígenas y mestizas del altiplano del país, ya que son ellas quienes sufren mayor discriminación, solo por el hecho de ser mujeres. Ante su desconocimiento son más vulnerables para que sus derechos fundamentales como: derecho a la educación, la salud sexual y reproductiva, la seguridad alimentaria y nutricional y en general el derecho a una vida digna, sean sistemáticamente vulnerados y violentados por el sistema estatal, social y comunitario, excluyéndolas de una participación real en los diferentes ámbitos de la vida social y comunitaria. Todo lo cual, limita sus capacidades para ejercer un liderazgo pleno, principalmente para la toma de decisiones con respecto a los derechos fundamentales del ser humano.

Utilizando técnicas lúdicas a través del arte, el teatro y la música, se promovieron reflexiones y análisis para abordar temáticas que contribuyeron a que las mujeres jóvenes vean un
panorama diferente a partir del reconocimiento de sus derechos,
incorporando análisis de género, derecho a la diferencia cultural, no discriminación, entre otros enfoques. Todos los aprendizajes fueron puestos en práctica en dos actividades públicas.

El objetivo principal del proyecto fue formar a niñas y mujeres jóvenes mestizas e indígenas mayas de esos departamentos, para empoderarlas sobre sus derechos humanos y temáticas relacionadas con ellos, fortaleciendo su liderazgo y la toma de decisiones en sus espacios familiares y comunitarios.

La metodología utilizada en todo el proyecto fueron técnicas participativas de reflexión y análisis sobre sus formas de vida, las cuales se acompañaron de técnicas como la Ludo pedagogía que consiste en promover aprendizajes a través del juego.
El resultado de este proceso fue que ellas obtuvieron nuevos conocimientos y aprendizajes para reflexionar y proponer cambios en sus propias formas de vida y hacia la comunidad.

Este aprendizaje consta en uno de los testimonios de las participantes: “…y con todo lo que aprendí, concienticé que las mujeres y los hombres tenemos los mismos derechos y que no es como me lo habían hecho creer en mi casa”.

Actividad pública en la que el grupo puso en práctica técnicas de liderazgo, en
Santa Cruz del Quiché.

Los principales impactos del proyecto son:

  • Han adquirido y reforzado sus conocimientos en derechos humanos y ha desarrollado capacidades a través de estrategias y herramientas para la vida – ahora cuentan con un plan de vida.
  • Están en condiciones de promover cambios sobre roles de género, tanto en el plano personal como colectivo, para contribuir a eliminar los factores que obstaculizan su desarrollo y para la prevención de la violencia en su contra.
  • Han fortalecido su liderazgo ciudadano, para su incidencia en los espacios privados y públicos.
  • Los productos obtenidos del proceso son un manual guía metodológica para implementar otras prácticas y un libro de historias de vida.
  • El proyecto tuvo impacto en la vida de las participantes y en sus familias para promover cambios en la comunidad.

En general, el reconocerse como lideresas a partir del intercambio que se promovió con otras mujeres de su comunidad, contribuyó a promover cambios en sus propias formas de ver y vivir la vida, con base en sus derechos de niñas y mujeres jóvenes. Identificando estructuras opresoras con las participantes, pero también como ellas pueden contribuir a hacer cambios en su entorno y en las diferentes instituciones, siguiendo el principio -todos aprenden de todos.